• PUBLICIDAD

El Diablo. Tentaciones

Cuando el Diablo aparece en una tirada de Tarot, debemos alarmarnos y con motivos, pues nos lleva a la autodestrucción, a través de la obsesión, adicción y la desmedida.

Abusos de sustancias tóxicas, adicciones de todo tipo, obsesiones materiales, represión emocional o sexual…

Como puedes observar, el Diablo tiene a sus pies dos seres, que los mantiene amarrados, encadenados. Se puede interpretar que nos sentimos manipulados, controlados, ya sea por alguien o por algo. Ya seamos nosotros mismos, que nos atamos a nuestras pasiones y obsesiones, o ya sea un persona que nos esta manteniendo bajo su dominio, y probablemente no nos damos cuenta.

La avaria, fustración y la sensación de estar atrapado, son características de esta lámina. También es cierto, que los sentimientos que vamos a vivir, son muy pasionales e instintivos, pero debemos mostrar precaución, pues es un Arcano del Tarot, que a la larga nos trae destrucción, disputas y excesos.

Curiosamente, en el ámbito laboral y económico, el Diablo nos habla de situaciones bajo nuestro control, así como éxitos y logros, pero siempre con la advertencia de que reflexionemos en los medios utilizados para conseguirlo.

En cuanto a persona, el Diablo, nos habla de alguien interesado, pasional y ambicioso, apegada al dinero y a los instintos primarios. Una persona que intenta por todos los medios imponer su voluntad y dominar la situación. Alguien con pocos escrúpulos.

Si te ha aparecido el Arcano del Taro el Diablo, como resultado a tu pregunta, te augura éxito en tu objetivo, recuerda prestar atención en el equilibrio entre el bien y el mal.

Situaciones tensas, pasionales, excesivas y con fuertes cargas emocionales, con enfrentamientos, peleas y discusiones.

Como consejo, vigila tu entorno te van a intentar manipular, peleas continuas en las que no debes involucrarte, y si las cosas se ponen tensas, calma tus pasiones.

EL DIABLO

Que la Sabiduría del Tarot, ilumine tu Destino!

Comentarios cerrados

  • PUBLICIDAD